Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Victor Rodrigo participará en el que ya es considerado como el concurso gastronómico más exigente del mundo, Bocuse d’Or, que por primera vez se celebrará en Valladolid el próximo viernes y sábado 27 y 28 de noviembre; donde se elegirá al representante español para el campeonato de cocineros europeos que tendrá lugar en Budapest durante el 2016.

Como el propio Víctor nos cuenta, se trata de una competición muy dura. La perfección y simetría, así como el degradado de colores en los emplatados, son las características que definen su cocina. Cualidades que seguramente llamarán la atención del Jurado de esta prestigiosa competición culinaria.

Para la presentación de sus platos, durante la competición, Víctor utilizará una bandeja realizada con Neolith por ser un material resistente a los arañazos, altas temperaturas, impermeable e higiénico. Concretamente el modelo Nero de la Colección Colorfeel, manteniendo el estilo minimalista de su cocina.

Víctor se define como «un competidor nato en lo que más sé, que es cocinar!» Además, adora la competición algo que tampoco es nuevo para él ya que en 2012 ganó el título nacional de Cocinero del Año y en 2014 quedó el cuarto finalista en la primera edición de Top Chef.

Según Víctor «voy a por todas, pues la victoria es una experiencia increíble! Mi principal mantra es batirme a mí mismo y seguir creando e innovando aplicando técnicas propias que he ido poco a poco desarrollando. Por eso, el hecho de que se hayan fijado en mí y nombrado candidato en una competición tan prestigiosa como ésta, con mi particular manera de entender la cocina, es todo un honor. Y un doble reto porque hasta la fecha todavía no hay ningún español que se haya alzado con el título.»

Esperamos que seas el primero en conseguirlo… Mucha suerte!