Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

En el año 2006 el Ayuntamiento de Gijón decidió emprender una rehabilitación profunda de todo el edificio a través de varias adjudicatarias. SEDES SA, fue una de las empresas constructoras beneficiarias de la licitación de obra.

En 2008, la cadena AC Hoteles llega a un acuerdo con el Ayuntamiento de Gijón para convertir el ala izquierda del edificio de la Universidad Laboral en un hotel de cinco estrellas y decide acometer la obra de rehabilitación.

El material
El mortero en base a anhidrita Agilia Suelo A de Lafarge se ha convertido en uno de los grandes protagonistas de las obras de reacondicionamiento y restauración que han buscado no sólo un producto duradero, sino también respetuoso con el entorno y con un rendimiento energético excepcional.

Entre los requisitos demandados en su día por SEDES SA, para la rehabilitación de los suelos y pavimentos existentes, se encontraban los de disponer de un producto que permitiese una gran planimetría y un alto rendimiento. La solución adecuada a sus necesidades fue el mortero listo para su empleo y autonivelante, Agilia Suelo A, con el que se restauraron 5.000 m2.

Durante la ejecución del recrecido, realizada a través de uno de los aplicadores certificados de la red Lafarge, Agilia Suelo A permitió superar asimismo dos dificultades adicionales que se presentaron en la fase inicial de la obra: por un lado, gracias a su alta elasticidad, la solera no se vio afectada por la vibración derivada del picado del forjado que se estaba acometiendo simultáneamente en otras plantas del edificio; por otro, su consistencia líquida hizo posible el bombeo hasta una distancia de 200 m, un reto que no se hubiese superado con un mortero convencional. Esta misma consistencia líquida hizo igualmente posible que lograr la planimetría perfecta requerida por la Dirección de Obra no fuese obstáculo.

Respecto a la obra ejecutada para AC Hoteles La Laboral, el proyecto contemplaba un recrecido de 6.000 m2 con las siguientes exigencias de obra: alta planimetría para la posterior colocación de parquet y PVC, bajos espesores porque, a pesar de que los techos del edificio son altos, no se disponían de cotas superiores a 5 cm de espesor, altas resistencias a compresión y a flexión para soportar las cargas sin que la solera se rompiese o se fisurase y altos rendimientos porque su objetivo era poder abrir el hotel en el menor tiempo posible.

Agilia Suelo A cumplió con todos las exigencias que AC Hoteles había solicitado y, sobre todo, con la relativa a un alto rendimiento con baja densidad de mortero. Esta característica del mortero autonivelante cobra una importancia especial si tenemos en cuenta que no incrementar el espesor de los suelos, a fin de aprovechar al máximo los espacios disponibles, era crítico para el cliente, ya que la lana de roca utilizada para lograr el aislamiento acústico deseado ya consumía un espacio significativo. Gracias a que Agilia Suelo A no requiere armadura metálica, el espesor del mortero se reduce en el orden de entre un 15% y un 30% frente a un mortero convencional, por lo que no sólo se cumplieron las expectativas de baja densidad del cliente, sino que contribuyó a mejorar también el aislamiento acústico gracias a sus características intrínsecas, garantizando además una excelente resistencia a compresión y a flexión, de 20N/mm2 y 4 N/mm2 respectivamente. Otro valor añadido para el cliente fue la rápida puesta en obra: hasta 2.080 m2 de mortero autonivelante fueron aplicados en un solo día y, además, el suelo pudo ser sometido a tránsito a las 48 horas y a carga total a los 7 días. Todas estas características han convertido a Agilia Suelo A en un producto esencial para la acometida de obra nueva y rehabilitación de grandes hoteles y espacios de ocio.