Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Con una superficie construida de 7.500 metros cuadrados, ha requerido una inversión de 8,2 millones de euros, siendo un edifico sostenible de emisiones cero, que emplea la biomasa de los residuos forestales de su comunidad autónoma para producir electricidad, agua caliente, calefacción y refrigeración. Por esta característica ha recibido uno de los Premios de Construcción Sostenible promovidos por la Junta de Castilla y León.

Para la climatización de este inmueble se han empleado diversos equipos de la firma española TERMOVEN. Como unidad de producción, se ha instalado una enfriadora aire-agua modelo ETXF-RV 215.3 con un desarrollo en frio de 228,4 kW, y ventiladores axiales EC, que mediante el empleo de traductores de presión, optimizan un funcionamiento adecuado de la presiones de trabajo con el consiguiente ahorro energético.

La utilización de compresores herméticos scroll con modulación de potencia, en combinación con refrigerante ecológico 410A, permite alcanzar, mediante el uso de válvulas de expansión electrónica, los máximos valores de rendimientos térmicos así como los más altos niveles de eficiencia.

La parametrización y funcionamiento a través de recalentamientos programados ayuda a desarrollar de manera escalonada y funcional la potencia frigorífica demandada por el cliente.

Otro aspecto a destacar es el empleo de variadores de frecuencia en la instalación hidráulica, que ha supuesto una mejora añadida sustancial, ya que permite ajustar los caudales de agua, así como los costes energéticos en los picos de arranque en las bombas instaladas, obteniéndose una mayor adecuación a las necesidades energéticas, que implica ahorro de energía y contribuye a la sostenibilidad del edificio.

Como equipos terminales se han requerido una unidad de tratamiento de aire y 114 fan-coils de techo filtro vertical, todos ellos de la misma firma.

La unidad de tratamiento de aire pertenece a la serie CLA de TERMOVEN y cuenta con un caudal de 20.900 m3/h, y potencias de 52 kW en frío y 110 kW en calor. El equipo incorpora ventiladores de impulsión y de retorno tipo Plug-Fan con variadores de velocidad en los motores, secciones de free-cooling y de recuperación de calor por intercambiador de flujos cruzados, de eficiencia superior al 60%, humidificación adiabática en el lado de extracción, así como silenciadores, prefiltros y filtros en la impulsión y en el retorno, con eficacia F-9 en la descarga. Éste ha sido fabricado en panel sándwich de 50mm de espesor con asilamiento por lana de roca y compuertas de regulación estancas.