Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

En cuatro mil años de profesión se han enunciado cientos de defi niciones de arquitectura. ¿Qué es la arquitectura para Fermín Vázquez?

¡Cientos de defi niciones ha debido haber ya, sólo en los últimos cuatro años! Para mí, como para cualquier arquitecto, la arquitectura es muchas cosas a la vez. Las personas utilizan, padecen, admiran, contratan, fi nancian, critican, disfrutan… la arquitectura, pero sólo los arquitectos son conscientes de todas las caras de una profesión que atiende simultáneamente muchos aspectos de la realidad que nos rodea. Creo que el arquitecto es alguien que hace propuestas ante un mundo en el que conviven el exceso de datos con la multitud de incógnitas.

Según destaca el arquitecto Kenneth Frampton, la arquitectura actual es “pronunciarse sobre lo que pasa”. ¿Es de la misma opinión?

Sí, viene a ser lo mismo que decía antes. «Lo que pasa» es cada vez más complejo y, con frecuencia, al mismo tiempo indeterminado. Los arquitectos asumen el papel de decir lo que hay que hacer ante problemas planteados en este entorno.

¿Cómo valora el momento actual de la arquitectura en España? ¿Qué errores cree que se han cometido?

La arquitectura española es, en términos generales, buena, o al menos superior a la media. España se benefi cia de la abundancia de profesionales bien formados. La demanda de trabajo a los arquitectos colapsó dramáticamente con la crisis, pero la sobreoferta de arquitectos muy ampliamente formados viene de lejos en nuestro país. Es impresionante la calidad de innumerables proyectos modestísimos producidos durante la crisis y me consta lo extraordinariamente bien valorados que están los arquitectos españoles que han tenido que salir fuera a encontrar trabajo.

No creo que se hayan cometido errores demasiado específi cos en elámbito de la arquitectura.

Los errores que ha materializado mucha arquitectura indeseada ahora es, en general, el resultado de errores colectivos. La crisis puso de manifi esto graves problemas que son estructurales en nuestra sociedad. El impacto en el entorno construido ha sido grande y, muchas veces, lamentable, no hay más que ver muchos de los desarrollos urbanísticos prescindibles que nos rodean. Si algo distingue a los arquitectos es que suelen dar más de lo que se les pide y retribuye.

Ver reportaje completo >>>>