Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

El pasado 10 de abril se celebró en Madrid la fase nacional del concurso ISOVER Multi-Comfort House 2015, donde los estudiantes de arquitectura de las principales universidades españolas han tenido la oportunidad de demostrar sus conocimientos en construcciones de alta eficiencia energética y confort acústico así como defender los proyectos en los que han trabajado durante el año frente a un tribunal compuesto por los profesores de las correspondientes escuelas de arquitectura y la Coordinadora de los Premios de ISOVER. Esta nueva convocatoria del concurso Isover Multi-Comfort House tuvo lugar en las oficinas generales de Saint Gobain.

Los estudiantes de arquitectura de las diferentes Universidades han diseñado una arquitectura sostenible de acuerdo con la temática de la exposición internacional: EXPO-2017, “Future Energy”; integrado en el nuevo espacio urbano, respetando los criterios de Saint-Gobain Multi-Comfort House y teniendo en cuenta las condiciones climáticas continentales extremas de la ciudad de Astaná y el contexto regional. En este sentido la ciudad de Astaná organizará en 2017 la exposición internacional: Expo-2017 Astana, “Future energy”. El evento está concebido como un proyecto extenso, integral, que aborde el tema de la energía desde varias perspectivas, lo que permite que pueda ser contemplada como un factor determinante en cómo se desarrolla la sociedad y la función de la vida cotidiana.

Los proyectos presentados destacaron por la variabilidad e interés de las diferentes soluciones aplicadas en las unidades residenciales para alcanzar los criterios Multi-Comfort House de ISOVER requeridos como base del concurso, combinadas con otros pilares fundamentales de regeneración económica, producción energética, etc. Una vez más, el talento de los jóvenes arquitectos y el de sus profesores impresionó por sus ideas innovadoras.

En esta fase nacional del concurso se han elegido los tres ganadores, de los cuales, el primero representará a nuestro país en la final internacional que se celebrará en Astaná (Kazakstán) del 27 al 30 de mayo, donde podrá acceder a unos premios dotados con 1.500 euros para el ganador. 1.000 € para el segundo clasificado y 750€, para el tercero.

El equipo representante de la Universidad Politécnica de Cataluña compuesto por los estudiantes Adriana de Nichilo, Laetitia Danese y Thibaut Judalet tutelados por el profesor Enrique Corbat, han ganado el primer premio de la fase nacional del Concurso Isover Multi-Comfort House 2015, con su proyecto ALVUY CITY. El segundo premio compartido, ha correspondido a la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Madrid compuesto por los estudiantes Marta Lozano, Claudia Cabrera y Carmen Gonzalez tuteladas por el profesor Javier Neila, por su proyecto BIO-CYCLES, y la Universidad de A Coruña compuesto por los estudiantes Miriam Nuñez y Iago Otero tuteladas por el profesor Enrique Antelo, por su proyecto UPSIDE DOWN. Y el tercero, a la Universidad Politécnica de Valencia representada por Nuria Forqués con el proyecto MY HOUSE AND MY CIRCUMSTANCES con el profesor Vicente Blanca como responsable.

Promover el interés por el diseño de edificios de consumo casi nulo

El Concurso Internacional ISOVER Multi-Comfort House quiere promover el interés de los futuros arquitectos por la búsqueda de soluciones energéticamente eficientes, que les permita adelantarse y abordar las implicaciones que para el sector de la construcción tendrá la adopción de la Directiva 2010/31 relativa a la eficiencia energética de los edificios, bajo la cual los Estados Miembros deberán de tomar las medidas necesarias para garantizar que se establezcan unos requisitos mínimos de eficiencia energética de tal forma que todos los edificios públicos construidos en Europa deberán de ser “nearly zero energy buildings” a partir del 31 de Diciembre de 2018 y 31 de Diciembre de 2020 para todos los edificios de titularidad privada.

Los proyectos presentados demuestran que el aislamiento es la herramienta más rentable para reducir el consumo de energía en edificios y así disminuir la emisión de gases asociados al efecto invernadero. La demanda energética utilizada para refrigerar y calentar un edificio puede reducirse hasta un 90% utilizando técnicas y sistemas de aislamiento suficientemente probados basados en el concepto de ISOVER Multi-Comfort que permite alcanzar los requisitos derivados de la directiva 210/31.

Los proyectos presentados se encuentran disponibles en www.isover.es