Escrito por Reportajes

Instalaciones de Climatización

Compartir

Cada proyecto de climatización es único y casi irrepetible. Aunque haya algunos aspectos que hagan que sea posible decantarse más hacia un tipo u otro de sistema, lo cierto es que es indispensable analizar cada caso de forma individualizada para escoger la solución óptima. No se puede decir que un sistema sea mejor que otro, sino que las características de cada proyecto harán que convenga más la elección de cierto sistema. Afortunadamente, en el mercado hay soluciones para todo tipo de necesidades, y la versatilidad de estas instalaciones es tal que pueden amoldarse a los requerimientos concretos de cualquier situación. Por eso, la fase de diseño y proyección es un momento crucial de toda instalación.


Compartir
Compartir

“Las máquinas tienen la calidad que se espera de ellas para su correcto uso y dimensionamiento. Pero si el proyecto se sobredimensiona, no se calcula en base al uso que se le va a dar o no se tienen en cuenta factores como distancias entre unidades interiores y exteriores, climatología de la zona, etc., puede que el confort que el usuario sienta y el consumo esperado no sean acordes a la calidad de las máquinas instaladas”, especifica Lorena Pérez, Jefa de Producto de Aire Acondicionado de Saunier Duval. Asimismo, Carlos Gómez, Director General de Toshiba HVAC, señala que “un sistema de climatización bien proyectado y ejecutado provee confort y aprovechamiento de la energía al menor coste. Por eso, la fase de proyecto es decisiva y define el coste futuro, más allá de los costes iniciales de obra”.
El departamento de Marketing de Eurofred incide en que “además de la importancia de seleccionar el sistema más adecuado, se ha de seleccionar también su punto exacto de dimensionado, ya que infradimensionar la instalación puede suponer un descenso del confort y una falta de suministro. Por otro lado, si se sobredimensionara, además de incidir en un confort no adecuado y resultar innecesariamente cara, también daría como resultado un rendimiento medio anual muy bajo. Y el dimensionado de los elementos -conducciones, aislamientos, elementos de distribución y control, etc.- resulta fundamental para un posterior funcionamiento correcto”.
¿Pero qué hay que tener en cuenta al proyectar una instalación de climatización? “A la hora de acometer la elaboración de un proyecto, es fundamental tener en cuenta diversos factores tales como la ubicación de la instalación, el uso que se le vaya a dar a la misma, las limitaciones, tanto constructivas como de uso, y, por supuesto, también hay que tener en cuenta cuál es el más eficiente o el que mayores ahorros energéticos representa”, explica Ana María García Gascó, Directora General de CONAIF.

Ver reportaje completo >>>>.


Compartir
Close