Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

ROCKFON amplía su oferta de dimensiones en la gama de techos acústicos Rockfon Eclipse, islas originales en forma de techo en suspensión que se caracteriza por su eficacia, su estética y su alto nivel de acondicionamiento. Esta solución fue precisamente la que escogió Velux para sus nuevas oficinas en Pekín (China), donde buscaban un edificio innovador, eficiente energéticamente y que pudiera aprovechar la inercia térmica para crear un confort interior agradable.

De hecho, según ha indicado Jan Engberg, director de Producción de Velux China, «esta reforma ha llevado al edificio a otro nivel. Tiene un aspecto sofisticado , muy distinto del que tienen normalmente las oficinas con techos suspendidos bajos. No es lo que normalmente estamos acostumbrados a ver, es algo totalmente nuevo».

¿Por qué ROCKFON Eclipse?

Las ventajas de ROCKFON Eclipse, respecto a otros techos similares son, sobre todo:

Su flexibilidad, gracias a la cual se adecúa a todo tipo de proyectos. Además, se pueden colocar tanto de manera horizontal, como paralela e incluso enángulo, facilitando su adaptación a cada diseño.

Sus formas: las islas Eclipse pueden ser cuadradas, rectangulares, triangulares, hexagonales u ovoides. Ahora, además, se amplía la elección de sus dimensiones, pudiendo escoger entre el tamaño original o el XL.

Calidad de absorción acústica: ROCKFON cumple con la norma ISO 354, que garantiza un nivel superior de absorción del ruido. Al quedar suspendidas bajo el forjado, proporcionan la circulación de aire necesaria para la masa térmica, y de este modo evita que el ruido se estanque por la sala, creando un ambiente interior más tranquilo, lo que resulta esencial en una oficina para propiciar un buen espacio de trabajo.

Diseño estético: La superficie de las islas Eclipse es blanca y lisa, sin marco y con un elegante acabado de los cantos, que proporciona un diseño moderno y asegura una reflexión de la luz de entre el 79 y el 86%, lo que ayuda a reflejar la luz natural en todo el interior del edificio y crear un ambiente agradable. En las oficinas de Velux de Pekín, este aspecto fue decisivo a la hora de elegir el acondicionamiento acústico de ROCKFON, ya que el edificio se construyó con las paredes exteriores inclinadas, dando relevancia a la cubierta y los ventanales expresamente para que el interior fuera luminoso y confortable.

– Su instalación rápida y sencilla, que se realiza de forma limpia, sin molestias ni desprendimiento de material, lo que permite que se haga sin necesidad de cerrar el negocio, con la libre circulación de los trabajadores.

– Y, por último, su competitiva relación calidad/precio no sólo en el montaje sino también en el bajo coste de mantenimiento.