Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

La compañía ha apostado por productos innovadores a partir de continuos desarrollos de I+D, aplicando firmes valores de sostenibilidad y calidad, caracterizándose por ser una empresa en continua búsqueda de nuevas ideas con las que poder ofrecer productos y servicios exclusivos que aporten un valor añadido diferencial a sus clientes. Ejemplo de ello fue la consecución del Premio Alfa de Oro de 1994 y una mención de honor de este mismo prestigioso premio en 1999, así como la constante introducción en el mercado de innovadores productos y soluciones constructivas, como el Sistema Constructivo Cablebrick® (Patente Europea, Patente Internacional y múltiples diseños industriales).

El origen de este nuevo sistema constructivo viene motivado al detectarse la ausencia en el mercado de un sistema de Fachada Ventilada Ligera que aportase la estética del ladrillo visto y las virtudes del mismo. Cablebrick® cumple con todos estos requisitos e incluso aporta mejoras respecto al cerramiento de ladrillo visto tradicional en ciertos aspectos, como son la rapidez y sencillez de colocación (sistematizada y en seco), la ligereza de las solución o la mejora de la eficiencia energética de la envolvente.

El sistema Cablebrick® ha sido llevado a cabo con el objetivo de ser apto para la mayor variedad de aplicaciones posibles:

  • Rehabilitación: la renovación de la envolvente por motivos de mejoras en la eficiencia energética de los edificios es una cuestión prioritaria en la situación actual de la construcción en nuestro país y lo seguirá siendo durante bastantes años. No existen apenas soluciones para este tipo de aplicación que mantengan la estética del ladrillo visto.

  • Obra nueva: la posibilidad de obtener una estética de cerramiento de ladrillo visto manteniendo sus prestaciones, pero aportando ligereza y una colocación sencilla, siempre ha sido demandada en el sector de la construcción.

El proceso de desarrollo de Cablebrick® sigue vivo a día de hoy, habiéndose alcanzado los objetivos establecidos en sus inicios e incluso algunos adicionales, como una variante simplificada para decoración de interiores.

La homologación del producto mediante la obtención de un DAU (Documento de Adecuación al Uso, otorgado por el ITeC) supondrá la culminación del desarrollo de Cablebrick®, iniciado en 2014, momento en el que comenzó el proceso de protección de la idea. Desde entonces se han llevado a cabo las labores de diseño de las diferentes variantes de soluciones así como la evaluación de las prestaciones y funcionalidades necesarias relativas a requisitos reglamentarios y cumplimiento de normativas de aplicación.

Para llevar a cabo el desarrollo del sistema, Cerámica Malpesa ha contado con la participación del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) y con la colaboración técnica del Centro Tecnológico Innovarcilla.

El sistema constructivo Cablebrick® consiste en una solución de fachada ventilada ligera con acabado cerámico compuesto por piezas con ranuras en su cara no vista que permiten una fácil fijación sobre un entramado de cables verticales y una difícil extracción de los mismos. Estos cables se fijan entre perfiles metálicos horizontales que a su vez soportan el peso del revestimiento cerámico y lo transmiten a la estructura del edificio existente mediante ménsulas (escuadras de sustentación).

La perfilería metálica horizontal (perfil horizontal en U y ménsulas en L) se colocará en cada forjado, sin limitación en el número de alturas ya que cada altura funciona de forma independiente. Puede utilizarse un perfil horizontal auxiliar en la parte superior del último forjado para facilitar el tensado de los cables, permitiendo a su vez el correcto ajuste entre piezas cerámicas y perfil horizontal, evitando un posible proceso de replanteo.

La solución propuesta se completa con elementos de retención horizontal (para contrarrestar las acciones de viento), que sujetan la fachada de Cablebrick® a través de los cables, uniéndola puntualmente al paramento del edificio existente.

La colocación del sistema genera una cámara entre el edificio existente y el cerramiento cerámico que permite la incorporación de aislamiento térmico que se estime necesario para mejorar la eficiencia energética de la envolvente.

En la figura siguiente se muestra un paño de una altura (de forjado a forjado) con los diferentes elementos a incorporar, incluyendo algunos detalles para facilitar su comprensión. Posteriormente se pasa a explicar brevemente cada uno de los diferentes elementos especificados en dicha figura.