Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

que cuenta con un perfil sinuoso, definiendo, de manera contundente, el paisaje de la antigua capital Kazaja, algo que se reproduce, de manera conceptual, generando un volumen edificado único bajo sus pliegues. Su piel de hormigón aligerado dispondrá de micro-conducciones de agua caliente y/o fría, lo que ayudará al acondicionamiento climático.
Tres son los elementos principales que caracterizan el complejo del nuevo Arena: una gran plataforma rectangular, una estructura de cubierta ondulada y una edificación en altura. Cubriendo una enormeárea de parking, la plataforma ejerce de plaza pública, dando la bienvenida a los visitantes en el Arena y, a la vez, dando cobijo a una gran variedad de actividades en su exterior. De esa plataforma, a través de uno de sus huecos emerge la torre hotelera con un lobby panorámico. El elemento clave de la edificación es el tejado ondulado del nuevo Arena, que con su forma sinuosa y forma escultural, recuerda a la bandera nacional al igual que el perfil de las montañas colindantes, convirtiéndose en un nuevo icono para la ciudad.
La cubierta se elevará en sus extremos, creando accesos visibles y vistas interesantes desde el interior del complejo del Arena, lo que permite la entrada de luz natural, además de dar pie a los accesos del edificio.
La cubierta será el elemento que unifique y envuelva todas las funciones del Arena en una sola. El hotel, a pesar de ser un elemento independiente, a través de su forma y expresión se encuentra en diálogo con la cubierta del Arena.

Ver reportaje completo >>>>.