Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Schneider Electric ha presentado Gutor PXC, un nuevo sistema de alimentación ininterrumpida (SAI) estandarizado y completamente industrializado.

Diseñado para funcionar en entornos difíciles como las plataformas de exploración y producción de petróleo y gas, los entornos marinos y en alta mar o bajo climas con temperaturas extremas, el Gutor PXC protege los equipos y las aplicaciones industriales de los daños provocados por cortes de corriente, sobrecargas o variaciones de tensión, asegurando el suministro de energía de la infraestructura mediante baterías de reserva. Gracias a su diseño flexible y estandarizado, los usuarios (mantenedores, ingenieros, contratistas, etc.) disponen de una solución fiable y llaves en mano que pueden implementar en un tiempo record y con un menor coste.

En la industria existen diferentes aplicaciones y sistemas críticos que necesitan una protección segura y fiable contra las fluctuaciones de la alimentación. Un claro ejemplo son las instalaciones petroquímicas e industriales, en las que la seguridad no es solo una opción , comenta Pierre-Antoine Louvot, responsable de desarrollo comercial de onduladores de Schneider Electric Francia. Gutor PXC proporciona el más alto nivel de fiabilidad, seguridad y eficacia para proteger los equipos críticos en entornos complicados, donde los fallos eléctricos no son deseables y se convierten en una cuestión estratégica de seguridad .

Concebido para plantar cara a condiciones extremas

Los clientes que querían implementar una solución de SAI industrial en entornos hostiles pedían una solución totalmente personalizada para responder a las necesidades de sus infraestructuras, lo que implicaba un tiempo de desarrollo más largo y unos costes más elevados. Con Gutor PXC, pueden implementar los SAI de una manera más eficiente y rentable. Con un diseño flexible y estandarizado, está disponible en diferentes configuraciones para adaptarse a un gran número de ambientes de funcionamiento. El tiempo de entrega pasa de las 18-20 semanas habituales para un SAI industrial personalizado, a 6-8 semanas.

Las principales características técnicas son:

  • Funciona a altas temperaturas: hasta 55 ° C
  • Cumplimiento sísmico integrado: las estructuras de acero pueden soportar vibraciones de hasta 1G
  • Índice de protección IP42 y protección mediante filtros de polvo integrados
  • Huella reducida: 600 mm de ancho por 10 a 80kVA sin transformador
  • Vida de diseño estimada: más de 20 años