Escrito por Comunicados, Destacado

Somfy se compromete a reducir un 50% sus emisiones en el marco de su nueva estrategia de desarrollo sostenible

Compartir

Somfy Iberia ha anunciado su compromiso de reducir sus emisiones de CO2 en un 50% antes de 2030, en el marco de su Semana del Desarrollo Sostenible. Esto llevará a la empresa a cambiar su sede en España para establecerse en un edificio más sostenible en Barcelona. La nueva oficina dispone de la certificación de construcción sostenible Breeam, que asegura una mayor repercusión en beneficios económicos, ambientales y sociales para todas las personas vinculadas a la vida del edificio, ya sean inquilinos, usuarios, promotores, propietarios o gestores.

La ratificación del compromiso de Somfy con la sostenibilidad se ha visto impulsada por la evaluación del carbono a nivel mundial realizada por el Grupo Somfy. Esta ha cifrado en 1.300 Kt de CO2 las emisiones de la empresa relativas a 2019, lo que equivale al impacto de una ciudad francesa de 120.000 habitantes. A raíz de estos resultados, han reforzado su compromiso para reducir las emisiones de CO2, tanto las derivadas de sus operaciones como las generadas por sus productos, siguiendo los principios establecidos por la iniciativa de Objetivos Basados en Ciencia. Este compromiso ayudará a la empresa a alcanzar las metas establecidas en el Acuerdo de París, que aspiran a limitar el calentamiento global a 1,5°C.

“La evaluación del carbono que hemos realizado nos muestra que debemos seguir reforzando nuestro compromiso con la sostenibilidad para tener un verdadero impacto sobre el medio ambiente”, explica Andrea Ragione, director general de Somfy Iberia. “Reducir el impacto de nuestras operaciones y la huella de nuestros productos es esencial, pero queremos ir más allá. Por esta razón optamos por el cambio de sede en España, al mismo tiempo que fortalecemos la implicación de todo el equipo de Somfy Iberia con la celebración de la Semana del Desarrollo Sostenible”.

Compromiso firme con el medio ambiente

El 93% de las emisiones del Grupo Somfy proceden de los productos, y el 78% están directamente relacionadas con su uso. Por lo tanto, la iniciativa de reducir las emisiones en un 50% tendrá un impacto directo en los productos Somfy, ya que será necesario el despliegue e implementación de soluciones con diseño ecológico y con un consumo optimizado. En 2021, más del 50% de los productos vendidos por la compañía llevarán la etiqueta ACT FOR GREEN, que estará presente en todas las ventas a partir del año 2030. Además, este compromiso de reducción de emisiones también afectará a las soluciones Somfy, disminuyendo su consumo energético en un 40% para 2030.

Las soluciones que ofrece Somfy no solamente cuentan con un consumo menor, también ayudan a evitar las emisiones optimizando el rendimiento energético de los edificios gracias al control inteligente de las persianas y la protección solar. El Grupo seguirá innovando en este ámbito y ha desarrollado un enfoque con consultoría Carbone4 para calcular las emisiones evitadas. Por ejemplo, en 2020, las soluciones de Somfy ayudaron a evitar el equivalente a 120 Kt de emisiones de CO2 en Francia. Para comprender mejor su impacto sobre el carbono, la compañía realizará este análisis en los distintos países donde opera, adaptándolo a las especificidades nacionales (mezcla de energías, usos, etc.).

El desarrollo sostenible de Somfy, centrado en las Personas y la Prosperidad

Somfy también se compromete con sus empleados, busca mejorar su bienestar, desarrollo y empleabilidad; un elemento clave para preparar al Grupo para sus futuros retos. Con estos objetivos en mente, Somfy Iberia ha celebrado un año más su Semana del Desarrollo Sostenible, durante la cuál todos los empleados han podido atender a formaciones, conferencias y talleres sobre responsabilidad social y medioambiental. Estas sesiones se unen al SOMFY CAMPUS, un programa diseñado para desarrollar la empleabilidad sostenible de los equipos de Somfy a medida que se necesitan nuevos perfiles en la empresa. A finales de 2021, 2.000 empleados tendrán acceso a SOMFY CAMPUS, y se estima llegar a los 6.500 en 2024.

Además, desde 2004 el Grupo Somfy está comprometido con iniciativas dirigidas por asociaciones para luchar contra la infravivienda. En Barcelona, este año se ha mantenido el convenio de colaboración con la Fundación “Arrels”, ayudándoles en su trabajo con las personas sin hogar que viven en la calle. Las donaciones de Somfy se han destinado a socorrer a este colectivo vulnerable durante la pandemia del COVID-19.

Por último, Somfy trabaja para garantizar que el desarrollo de sus operaciones beneficie a todas sus partes interesadas.

“La implementación de esta nueva hoja de ruta es un paso clave. Es el resultado de dos años de trabajo validado e impulsado por la crisis sanitaria. Nuestros compromisos nos permitirán desempeñar nuestro papel en la emergencia medioambiental y social. Se trata de un paso esencial si queremos seguir siendo un socio responsable y preferente, tanto a nivel local como mundial, que contribuya a mejorar el entorno vital de las personas a través de sus soluciones innovadoras y virtuosas”, afirma Jean Guillaume Despature, Presidente del Consejo de Administración.


Compartir
Close