Escrito por Nuevos Materiales

Tarima de bambú Dasso de Gabarró, una solución perfecta para aplicaciones exteriores de edificios de servicios

Compartir

La tarima de bambú de Dasso, perteneciente a la marca propia Wood-Deck de Gabarró Hermanos es ideal para suelos, fachadas, paneles y recubrimientos exteriores de edificios de servicios.

La tarima de Bambú CTECH de Dasso está especialmente diseñada para exteriores ya que protege los poros con partículas cerámicas finas, cristaliza los nutrientes y previene el ataque de bacterias, hongos, moho e insectos, evitando así la putrefacción de las fibras. Durante su proceso de fabricación se retiene el color natural del bambú, dando como resultado un vistoso color caramelo.

Un material ecológico que supone una solución perfecta tanto para aplicaciones en espacios Contract, edificios de oficinas, locales comerciales, así como para proyectos residenciales.

Además de una agradable estética y un tacto confortable y acogedor, las tarimas de bambú Dasso tienen múltiples ventajas para exteriores como una alta resistencia a la intemperie y su posibilidad de renovación, ya que permiten eliminar el desgaste y los arañazos, propios del uso, mediante un simple lijado y aceitado.

La tarima Dasso CTECH consta de una gran solidez, durabilidad y resistencia a la intemperie.

Las características de esta tarima, muy resistente a la descomposición, la convierten en ideal para usos con riesgos de humidificación permanente o duradera como los espacios exteriores. Ofrece una gran durabilidad (clase 1 según norma EN 350 de 2016) y (clase 4 de uso según norma UNE-EN335 de 2013).

También es resistente al fuego (Bfl-s1) y dispone de gran estabilidad dimensional y de cualidades antideslizantes (resbaladicidad 23º según DIN 51097). Para su correcto mantenimiento basta con utilizar el mismo tipo de productos que se aplican a la madera tropical y que protegen al material de los rayos UV.

Gabarró también comercializa la tarima para exteriores Dasso XTR Fused Bamboo, apta también para espacios exigentes. Su proceso de fabricación combina dos etapas de alto calor carbonizando y reestructurando el bambú, lo que refuerza sus características naturales de resistencia. El alto calor y un tratamiento posterior de aceitado le otorgan un atractivo color marrón. Sus hebras de bambú modificadas se fusionan usando resina fenólica y dan como resultado un producto extremadamente denso y duradero, compuesto por un 87% de fibras de bambú de hebra fundida y un 13% de resina.


Compartir
Close