Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Weber ha participado en las Jornadas, que se desarrollaron el día 18 de febrero en Valladolid, para dar a conocer las posibles ayudas que pueden obtener los propietarios de edificios para mejorar las condiciones térmicas de las viviendas a través de Programa PAREER+CRECE.

En el programa, dirigido a Administradores de Fincas, se ha ofrecido exhaustiva información sobre las subvenciones a la rehabilitación, PAREER + CRECE y se trataron ejemplos prácticos de patologías por falta de aislamiento en edificios de viviendas y el análisis económico de una obra de rehabilitación con las ayudas PAREER+CRECE. Para finalizar, se valoró el resultado de una actuación antes y después de la obra a través de la termografía.

Por lo general, la vida media de una vivienda supera los 50 años, por lo que al comprar, alquilar o acometer obras de reforma en la misma, se debe prestar atención especial a la certificación energética. El 50% de la energía que pierde un edificio lo hace a través de los cerramientos opacos. Una parte importante de este consumo puede reducirse a través de medidas de eficiencia energética.

Vicente Hurtado, responsable de Prescripción de Weber Saint-Gobain, ofreció un análisis del estado de los edificios que no tienen ningún tipo de aislamiento en su construcción original, mostrando una serie de imágenes reales de termografía infrarroja donde se ven y detectan las pérdidas de calor a través de las fachadas (envolvente). Las imágenes termográficas muestran en tonos más rojizos las zonas por donde se escapa el calor de la vivienda y donde se detecta la falta de aislamiento.

Los sistemas de aislamiento térmico por el exterior (SATE), son la manera más eficiente de reducir las pérdidas energéticas, mejoran el confort en el interior de la vivienda y ofrecen un importante ahorro económico.

Weber.therm aislone ofrece múltiples ventajas para el aislamiento térmico por el exterior tanto en obra nueva como en rehabilitación, que asegura una adherencia perfecta en todo tipo de soportes. Dada su composición a base de cal y al desarrollo de sus propiedades de manera controlada en el tiempo, supone una alternativa perfecta para consolidar y rehabilitar soportes débiles, que además elimina el efecto “sonido a hueco”.

Es un material versátil especialmente recomendado para obras de rehabilitación como solución consolidante y con poca contribución de peso al soporte a rehabilitar, que se aplica de manera tradicional mediante proyección mecánica o de manera manual.

Un producto que destaca por su durabilidad y su resistencia al fuego que garantiza la sostenibilidad y cumple las especificaciones de los documentos básicos del CTE en cuanto a soluciones aislantes. Además de utilizarse con los sistemas de aislamiento térmico por exterior y por el interior, está indicado para aislamiento de cantos de forjado, aislamiento de fachadas ventiladas y aislamiento de techos en primeros forjados.