Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

La resistencia eléctrica post-calentamiento para las unidades de ventilación de confort Zehnder ComfoAir Q garantiza, con una instalación sencilla, la temperatura de flujo óptima durante el invierno. El consumo de energía de la resistencia es mínimo gracias a la regulación modular que permite suministrar la potencia en base a las necesidades reales.

Este nuevo componente completa la funcionalidad de la unidad de ventilación de confort ComfoAir Q, que garantiza niveles óptimos de calidad de aire interior durante todo el año. De este modo, se asegura mecánicamente el equilibrio saludable entre el aire fresco y filtrado, que entra en la vivienda, y el aire viciado que sale, recuperando el calor. 

Modalidades e instalación

La resistencia permite configurar dos modos de funcionamiento: confort y calefacción. Con el modo ‘confort’, se establece una temperatura de suministro de aire de confort (por ejemplo los 20oC de temperatura ambiente) y, cuando el aire de suministro se encuentra a una temperatura más baja, se activa el post-calentamiento eléctrico. Por otro lado, el modo ‘calefacción’, permite calentar el aire de suministro hasta la temperatura objetivo. Esta operación se configura y supervisa desde el panel de control de la unidad de ventilación Zehnder ComfoAir Q.

El post-calentamiento modular de Zehnder se puede instalar horizontalmente, con la caja de conexión eléctrica hacia arriba o hacia los lados, o verticalmente, solo si el suministro de flujo de aire está hacia arriba. La velocidad del aire en el canal debe ser de al menos 1,5m/s y la temperatura máxima de salida de 50oC.